Las tres mejores recetas de batidos naturales para reducir el colesterol y los triglicéridos

Te proponemos tres recetas de batidos fáciles de preparar y ricas para reducir el colesterol

Adrián Ramírez

Estas son tres recetas de batidos para reducir el colesterol.

Estas son tres recetas de batidos para reducir el colesterol.

Reducir los niveles de colesterol es uno de los objetivos que tiene mucha gente. Y es que, aproximadamente la mitad de los españoles tienen los niveles de colesterol por encima de lo recomendable. La mejor forma de bajarlo es mediante la alimentación, por lo que te proponemos tres recetas de batidos ricos y saludables que reducirán tus niveles de colesterol.

RELACIONADAS

Este es el mejor tipo de avena y la forma correcta de tomarla para reducir el colesterolAdrián Ramírez

Recetas para reducir el colesterol

Y es que el colesterol es el causante de enfermedades cardiovasculares y diabetes, entre otras patologías. Por lo que resulta imprescindible mantenerlo a raya. Las tres recetas de zumos que te proponemos destacan por utilizar ingredientes naturales. Además, ayudan a bajar los triglicéridos.PUBLICIDAD

Thank you for watching

Zumo de remolacha

  • Una remolacha
  • Tres zanahorias
  • Tres ramas de apio
  • Un trozo de jengibre
  • Una manzana
  • Una naranja

Antes de nada se lavan los ingredientes y se pela el jengibre, la remolacha y las zanahorias, los cuales se cortarán junto con el apio y se meterá en la batidora, añadiendo la manzana y la naranja. Para conseguir la textura deseada se debe añadir un poco de agua.

Zumo de aloe vera

  • Dos cucharadas de aloe vera
  • Una taza de papaya en cubos
  • Medio vaso de agua
  • Un limón
  • Una cucharada de semillas de linaza

Primero se limpia el aloe vera, cortando la piel hasta conseguir la pulpa y esperar que se escurra la sustancia del interior. Después se enjuaga y se mete en la batidora, junto con el resto de ingredientes. Las semillas de linaza deben haber estado diez minutos en remojo antes de ser licuadas.

Zumo de fresas

  • Seis fresas
  • Un plátano
  • Media taza de hojuelas de avena
  • Media taza de agua

Como paso inicial hay que dejar la avena en remojo durante toda la noche. Al día siguiente se cuelan y se meten en la licuadora junto con el plato, cortado previamente, las fresas, que deben estar lavadas, y con una cucharada de miel (es opcional esto último). Después se licua hasta conseguir la textura deseada.

error: El contenido de Luz Dorada está protegido